0
0 artículos Entra o registrarse

Usamos cookies. Si continuas, aceptas el uso de cookies. Más información

Acepto

Inicio > Cultivo

Cultivo

La planta del tomate es de crecimiento indeterminado, con lo cual esta creciendo durante todo el ciclo productivo y los agricultuores y agricultoras tienen que ir guiandola y podandola por los encañados tradicionales durante toda su vida productiva.  Se necesita mucha mano de obra para su manejo en campo, porque requiere labores de poda, destallado y entutorado, cuando la planta va creciendo. El sistema de enturado tradicional en la zona, es el encañado. Las costumbres del lugar recomiendan cortar las cañas en la luna de enero, porque según las tradiciones esas cañas suelen durar más campañas y tienen mayor resistencia.

Desde su plantación hasta la entrada en producción pueden pasar mas de 100 días, por lo que la planta requiere un tiempo en campo para ir creciendo y floreciendo,  es una variedad de baja productividad en relación con otras variedades hibridas mas modernas. Esta baja productividad se compensa por la mayor calidad del tomate, con mayor concentración de azucares, minerales y otros elementos que le dan su característico sabor, aroma, textura y color.

Es una planta muy sensible al ataque de las plagas, especialmente los insectos picadores, porque al ser el fruto muy tierno y tener una piel fina y delicada, los insectos lo encuentran mucho más atractivo y fácil de atacar.

La planta es de a lo largo de su vida puede producir unos 5 o 6 kilos de frutos, la hojas grandes y frondosas, son necesarias para que los tomates maduren lentamente a la sombra del follaje de las mismas, consiguiendo de este modo que sus propiedades sensoriales alcancen su máxima expresión.

 

Productos ecológicos certificados

Medioambientalmente sostenibles

Colaboradores

Uso de la Web